El modo de vida tan acelerado en el que viven las personas que habitan en zonas densamente pobladas ha planteado nuevos retos constructivos. Es por ello que los arquitectos daneses Sine Lindholm y Mads-Ulrik Husum buscan fomentar el uso de la arquitectura modular.

Este último concepto engloba a todos aquellos diseños compuestos por elementos separados que al conectarse conforman una estructura o unidad funcional, ya sea habitable u ornamental práctica.

Lo más increíble de este estilo constructivo es que los elementos constitutivos de la pieza se pueden reemplazar, incluso se pueden agregar más módulos sin necesidad de alterar el resto del sistema o reajustar el diseño original.

Estructuras modulares

Lo anterior hace que este novedoso tipo de arquitectura sea bastante práctica. Sin embargo, tiene su nivel de complejidad, ya que cada módulo debe cumplir con múltiples funciones; al mismo tiempo tienen que mantener su propia independencia para respetar los límites estrictos de forma y tamaño.

Los elementos verticales y horizontales están conectados en una unión pivotante. Esta articulación pivotal permite que todos los elementos giren; por lo tanto, es posible crear infinitos diseños en 3D a partir de los mismos componentes”, aseguró Sine Lindholm.

Cabe mencionar que este tipo de diseño estructural se rige bajo los siguientes principios:

  • Función unánime
  • Eficiencia espacial
  • Estética armónica
  • Estructura flexible
  • Variedad de configuraciones
  • Adaptación espacial

Estructuras modulares

Por otro lado, cabe destacar que estos arquitectos daneses no sólo buscan fomentar la aplicación de esta tendencia constructiva, también la han complementado con la jardinería urbana. Esto ha dado como resultado que los diseños también cumplan una función inmobiliaria.

A través de la combinación de ambos elementos buscan cambiar las ideas preconcebidas sobre dichos conocimientos, haciendo que ambas sean más humanas. Por mencionar un ejemplo de esto se podría desarrollar un jardín tridimensional como solución ideal para potenciar los espacios de cultivo en una ciudad.

Además, han compartido sus planos en código abierto para que cualquiera pueda proyectarlos e implementarlos y se generalice la idea de que los diseños flexibles serán la clave del futuro estructural.

Si quieres conocer más sobre los autores de esta magnífica idea, puedes consultar su sitio web Husum & Lindholm.